La laptop en el mercado de hoy

¿Las laptops mantienen su mercado pese al auge de las tablets y los smartphones?
La respuesta es sí. Las laptops son equipos de pantallas generosas, excelentes características y mejores prestaciones, por eso siguen atrayendo a los consumidores. Los dispositivos más pequeños y livianos son los preferidos para realizar tareas cotidianas, como chatear, chequear el mail. Pero para trabajos más complejos, se siguen necesitando una laptop o una computadora de escritorio.

Anuncios Google

Si bien las tablets están en boca de todo el mundo —fabricantes y consumidores—, las laptops no han quedado en el olvido. A fuerza de equipos más potentes y capaces de cumplir operaciones más complejas sin sacrificar movilidad, las computadoras portátiles o laptops siguen teniendo su lugar en el mercado.

Es cierto que las laptops han perdido terreno entre los consumidores que buscan realizar las acciones básicas de todos los días —como revisar el correo electrónico, consultar la web y las redes sociales— desde cualquier lugar. En ese sentido, las tablets son ideales (gracias a la diversidad de tamaños y configuraciones) pero para trabajar con una PC o una laptop aún es incontestable, es por eso que todavía las ventas de laptops siguen estables.

Las diferencias de precio entre una tablet y una laptop es otro ingrediente que alimenta su rivalidad. Mientras el rango de precios de una laptop comienza en el entorno de los US$ 500, una tablet se puede conseguir por algo menos de US$ 200 si se trata de un genérico, o a partir de unos US$ 300 para el caso de dispositivos más sofisticados como el iPad de Apple, la Samsung Galaxy Tab. Para el empresario, no sólo la moda ha ayudado a la venta de las tablets, también la decisión de algunos padres que quieren que sus hijos no usen su laptop para jugar.

Quienes se deciden por comprar una laptop tienden a confiar en marcas reconocidas como Acer, HP, Toshiba, Lenovo, Dell y Asus. Cada marca accede a un público distinto. Un ejemplo son los empresarios, que tienden a inclinarse por las laptops Dell o Lenovo. El gusto del público se ha volcado hacia computadoras de excelentes características con pantallas grandes (de 15,6) —porque para una pequeña ya está el smartphone o la propia tablet—, un disco duro grande (500 GB en adelante), un procesador potente (Core i5 ó i7) así como una buena garantía, las prestaciones y el último sistema operativo (Windows 8).

La propuesta de las laptops no ha variado sensiblemente a pesar del arrollador crecimiento de las tablets. Lo más curioso ha sido la aparición en el mercado de algunas laptops con Android, el sistema operativo más popular entre los usuarios de tablets. El secreto de estas “tablets con teclado” es posicionarse a través de una política de precios muy competitivos. Mientras tanto, en el horizonte asoma el phablet (un híbrido entre smartphone y tablet) como un nuevo competidor para las laptops. La filosofía detrás de los dispositivos portátiles es que los usuarios necesiten “cada vez menos recursos para hacer más y mejores cosas.

Anuncios Google

Be Sociable, Share!

Aún no hay comentarios.

Leave a Reply